domingo, 26 de diciembre de 2010

Feliz Navidad

En estas fechas tan señaladas y desde hace ya varios años, se me hace inevitable recordar mi tierna infancia. Años en los que mi mayor problema era el de aprobar el próximo examen, ignoraba yo, entonces, que disfrutaba de una época libre de las preocupaciones que me acompañarían el resto de mi vida. Cuando se es niño, la Navidad es un regalo. Unos días de vacaciones que empleaba, junto a mis hermanos y mis padres, en adornar el árbol de Navidad y colocar el Belén. La carta dirigida a los Reyes Magos era muy importante. Terminaba de redactarla con alguna falta de ortografía pero, eso sí, con una caligrafía excelente para evitar confusiones. La excursión a la Plaza Mayor y Cortylandia era obligada, así como la misa de Navidad y Año Nuevo. Pero lo mejor era la cabalgata de Reyes y la ilusión con la que me acostaba aquella noche pensando que aquellos señores tan entrañables pasarían por mi casa y dejarían allí sus regalos. Lo único que lamentaba es que dos días después había que volver al cole y no había tiempo suficiente para disfrutar de los juguetes. En fin, días de ilusión e inocencia que, desgraciadamente, quedan muy lejanos. Hoy sabemos que unos llegan, otros se van, la vida pasa o nosotros pasamos por ella. Pero estamos aquí, un año más, celebrando estas hermosas fechas. Feliz Navidad a todos.


miércoles, 15 de diciembre de 2010

Inquietante prórroga

Sin perder aún de vista la canallada de los controladores del pasado día 3 de Diciembre y por la que deberán pagar, ahora toca concentrar el foco en la otra parte, en la forma de actuar de un Gobierno para el que todo vale y que no ha dudado nunca en funcionar fuera de la ley. No solucionó a tiempo un problema que se arrastraba desde hacía meses, forzó la situación hasta el punto de tener que recurrir a un estado de alarma sin darse los requisitos que marca la Constitución, militarizó a civiles cuando la ley nos dice que sólo puede hacerse en caso de estado de sitio y no cumplió su promesa de formar a controladores para tener sustitutos a los que recurrir en caso necesario. Se cometieron ilegalidades con la excusa de que no se podía dejar a miles de personas tiradas en los aeropuertos. Ahora, con las personas a salvo, existe peligro de huelga, por lo que se quiere prorrogar el atropello. Estado de alarma preventivo. Si el 15 de Enero el Ejecutivo sigue sin reunirse con los controladores para tratar de solucionar el problema y persiste el riesgo de huelga, supongo que podremos seguir en estado de alarma por los siglos de los siglos, con las consecuencias que trae consigo. De locos.

Me consta que para la opinión pública el Gobierno ha dado imagen de mano dura y le aplauden por ello. Rubalcaba lo dejó claro: “Quien echa un pulso al Estado, pierde”. ¿Existe mensaje más totalitario? Esa es la verdadera madre del cordero, el auténtico aviso a navegantes que muchos se niegan a ver. Todo es inquietante, empezando por la desaparición del mismísimo Zapatero. Veremos cómo acaba.


martes, 30 de noviembre de 2010

El mismo perro con distinto collar

Si se puede sacar alguna conclusión clara acerca de los resultados de las elecciones catalanas es la de que a los habitantes de aquella región con personalidad el nacionalismo les pone, y mucho. Ahora han dicho no al practicado por el acomplejado cordobés para dar la bienvenida al del señorito de derechas que, en una noche de sobredosis a base de nicotina, perpetró junto a ZP el despreciable Estatuto catalán. Arturo continuará con el proyecto de Pujol que nunca abandonó el de Iznajar desde que el PSC decidiera convertirse en abanderado del nacionalismo catalán más radical, perseguidor del castellano y los toros, pero defensor del pantumaca. Ahora resulta que el tripartito ha tocado fondo. El castañazo en las urnas ha sido morrocotudo. Pero, por desgracia, sólo han caído en votos porque el nacionalismo en Cataluña sigue vivo. Eso nos dijeron los catalanes el domingo.


martes, 9 de noviembre de 2010

El corral de los ni-ni

El paro juvenil es uno de los dramas que padece España. Pero el gran drama es que la mayoría de esos jóvenes que engrosan las listas del paro son personas con grandes carencias formativas debido a la demolición de la enseñanza pública. El problema surgió cuando se dejó de estimular el esfuerzo y la disciplina, provocando esa gran masa de fracasados sin aspiraciones a los que se les ha dado el nombre de “generación ni-ni”.

¿Dónde quedó la meritocracia que regía en la escuela que conocieron nuestros padres? En aquella época, la gente con escasos recursos podía conseguir becas gracias al esfuerzo y al sacrificio. El profesor era una autoridad a respetar y un modelo a seguir. Todos eran conscientes de que el esfuerzo servía para algo y de que nadie te regalaba nada, precisamente lo que ocurre en la vida. Hoy todo eso ha cambiado. Ahora puedes pasar de curso con cuatro asignaturas suspensas, rellenar la matrícula de la universidad cometiendo faltas de ortografía y sin haber leído nunca un libro. Si para colmo eres inmigrante o gitano te recompensan con comedor y libros gratis, pero si no tienes esa suerte tu padre tiene que romperse el lomo para poder pagarte los libros de texto y las clases particulares. Todo para promover el igualitarismo. Todo para que cualquiera que pueda sacar la cabeza no lo haga porque el tonto se lo impida. Ese es el igualitarismo progre que nada tiene que ver con la igualdad de oportunidades.

Ahora Montilla está dispuesto a pagar un sueldo a los ni-ni. Muy fácil es ser generoso con el dinero ajeno. Lo que importa es mantener el corral y que cada vez sea más grande.


jueves, 4 de noviembre de 2010

Madrid. Plaza de Colón. 6 de Noviembre. 12.00 H.

Francisco José Alcaraz, presidente de Voces contra el Terrorismo, nos ha citado el próximo sábado, día 6 de Noviembre, en la Plaza de Colón de Madrid a las 12.00 H. Cita a todos los ciudadanos indignados por el “nuevo” entendimiento del Gobierno de Zapatero con la banda criminal ETA. Llevan dos años acercando presos, excarcelándolos y otorgándoles privilegios desvergonzados. Aún así, se niega la negociación pero ya está todo preparado para vender a los españoles un fin de ETA, la última baza del PSOE. Poco ó nada importa que intenten silenciar el acto o que se ausente la AVT (comprada por Rubalcaba) o el Partido Popular (cómplice de Zapatero). Los que defendemos unos principios de corazón y no nos movemos por intereses partidistas, allí estaremos, defendiendo la memoria y la dignidad de las víctimas.


miércoles, 27 de octubre de 2010

Freddy ya está aquí

Si se lucha por defender la verdad de forma clara y sin complejos, ésta puede salir victoriosa de cualquier batalla. Sólo cuando no se está demasiado seguro de que las ideas que se defienden son las correctas aparecen las debilidades. Ese terrible complejo que padece el PP es el que le hace ser un partido extremadamente vulnerable a la hora de defender y propagar sus principios, que por cierto, no son otros que los que nos permiten disfrutar de las libertades que hoy día tenemos. Pero en España hay que pasarse la vida pidiendo perdón por ser de derechas, y esto la izquierda lo sabe muy bien. Conocen las debilidades del adversario mejor que las suyas. Y mejor que todos juntos las conoce el ya todopoderoso Freddy. Ese debe ser el motivo por el cual los populares sufren incontinencia cada vez que Rubalcaba sale a la palestra. Tener pavor a un señor con su pasado delictivo que ya hubiera querido Al Capone tiene bemoles. Pero es el experto de la mentira y de la manipulación. Los políticos le temen y la sociedad lanar le respeta. Y si, como todo parece indicar, ya acumula más poder que el propio Zapatero, Mariano, vete preparando.


lunes, 25 de octubre de 2010

El PSOE se rearma

¿Es legítimo que un presidente del Gobierno anteponga los intereses de su partido político a los de su propio país? Si una nación se hunde, deberían acudir en su ayuda profesionales competentes, políticos responsables dotados de un perfil más técnico que político. Pero ya se sabe. Spain is different. Cuando es difícil que las cosas vayan aún peor y con unas elecciones generales cada día más próximas, lo mejor que se le ocurre a nuestro iluminado de la Moncloa es crear un Gobierno mucho más politizado que el anterior. El objetivo no es evitar que España se precipite definitivamente al abismo, sino rescatar a un PSOE en caída libre. La negociación con la ETA hace tiempo que está en marcha y si todo va como está previsto se puede vender la moto del fin del terrorismo. Si a esto añadimos un poco de agitación en las filas de la extrema izquierda y unos mimitos más a los sindicatos, damos la vuelta a la tortilla. ¿Quién dijo que el PSOE tenía perdidas las elecciones?


sábado, 23 de octubre de 2010

En apoyo a Jesús Gómez

La verdad siempre saca a la izquierda de sus casillas. Por eso, conviene recordar a menudo las raíces socialistas de esas dos ideologías que tanto empeño pone en identificar con la derecha, el fascismo y el nazismo. Fue el propio Goebbles quien copió a los comunistas cómo utilizar, además del asesinato, la mentira contra el adversario político. La operación es tan sencilla como siniestra. Consiste en crear un gran bulo para marcar a un enemigo y después contemplar como cualquier grupo de radicales culmina el trabajo. Esta técnica, además de conseguir la desaparición del oponente, consigue afianzar esa superioridad moral de la que tanto hacen gala los seguidores de la doctrina marxista, todos ellos pertenecientes, como bien apuntaba Jesús Gómez hace nueve años, a la secta criminal más mortífera que ha existido. Pero, la verdad es que son almas tan generosas que incluso nos ofrecen la posibilidad de rehabilitarnos a todos aquellos que discrepamos de sus ideas. Lo malo es que su rehabilitación nos haga pasar por un centro psiquiátrico o, directamente, por el paredón.


martes, 12 de octubre de 2010

12 de Octubre, farsa y obscenidad

No seré yo quien quite mérito a nuestros soldados. Conozco su valentía y patriotismo para defender a España y arriesgar su vida en cualquier punto del mundo. Pero hoy, día del Pilar, además de desfilar ante unos ciudadanos que les admiran, también lo hacen ante quienes les desprecian y utilizan como simples peones. Hablo, por supuesto, de nuestros políticos y de la familia real. Sí, sí, digo bien, de la familia real. De esa familia que no se pronuncia por nada mientras se le permita mantener sus privilegios. De la misma que hoy no ha recibido ni un sólo pito por parte de los ciudadanos a pesar de habérselos ganado a pulso a base de complicidad y silencio. Lo de hoy ha sido una farsa más.

Hoy, la España honrada y decente se ha paseado delante de aquellos que la maltratan. Delante de aquellos que han logrado la desigualdad y el enfrentamiento entre los españoles. Delante de aquellos que hacen que el prestigio de España decaiga cada día más gracias a su ineptitud. Delante de aquellos que permiten que se humille a nuestros guardias civiles para no molestar a un tirano. Y delante de aquellos que no dudan en arriesgar vidas españolas para complacer a un líder mulato. Que me perdonen nuestros soldados, pero lo de hoy ha sido obsceno.


lunes, 4 de octubre de 2010

Y gana Tomás

Lo que son las cosas. Después de ver una película americana de cine negro con un toque venezolano y pensando que el proceso de primarias serviría para comprobar el nivel de liderazgo de Zapatero dentro de su propio partido, al final, resulta que el circo se ha montado por respeto a la democracia. El PSOE nunca deja de sorprenderme.

Tanto Tomás como Trini desprenden ese tufillo sociata que tanto detestamos en Madrid. Somos la región que mejor está resistiendo los azotes de la crisis, ya se empieza a crear tímidamente empleo y podemos presumir de no tener deuda. Y todo gracias a las políticas de doña Esperanza Aguirre, totalmente opuestas a las del Gobierno. Los madrileños no queremos nada que tenga que ver con un partido político que está conduciendo a España a la ruina más absoluta. Por eso, la importancia del resultado no va más allá de las fronteras del propio PSOE, que ha utilizado el proceso poner a prueba a su líder.

Todo apunta a que Tomás Gómez se pegará un castañazo monumental. Veremos qué pasa de aquí en adelante y qué artimañas utilizará para intentar desbancar a la presidenta. Los socialistas manejan la propaganda como nadie y son capaces de dar la vuelta a la tortilla cuando todo se les presenta feo. Ganará Aguirre pero no soy partidaria de subestimarlos.


sábado, 2 de octubre de 2010

La violencia izquierdista

La izquierda es totalitaria por naturaleza y sólo acepta las reglas de las democracias liberales a cambio de que se le permita ocupar el poder y pueda tapar las bocas de todos aquellos osados que se opongan a su doctrina. Una vez instalada, goza de legitimidad para llevar a cabo cualquier tropelía. Lo pudimos ver el miércoles en la jornada de huelga fracasada. Cualquiera podía destrozar un escaparate, quemar un contendor, romper una luna ó agredir a transeúnte. El Régimen se lo permitía.

Gracias a los avances tecnológicos hemos podido ver como un energúmeno agredía al camarero de una cafetería sevillana por sintonizar Esradio. He aquí, pues, el documento que certifica, mejor que ningún otro, el espíritu izquierdista, totalitario y violento que padecemos.




lunes, 27 de septiembre de 2010

¡Yo no voy!

Desde que comenzó la crisis económica, el Gobierno no ha dejado de buscar culpables. Nos han dicho que el problema es de los mercados, que no se les puede dejar sueltos. Que si el capitalismo con sus ricos, sus empresarios, sus banqueros y sus feroces especuladores. Repiten una y otra vez que la crisis es mundial. Efectivamente, y si todos los países han sufrido su azote, ¿por qué España dobla la tasa media de paro de toda la Unión Europea? ¿Por qué tenemos un déficit alarmante? ¿Por qué alcanzamos ya los cinco millones de parados? ¿Por qué hay un millón y medio de familias que no ingresan ni un euro? Todas estas preguntas debería habérselas hecho ya cualquier español que tenga dos dedos de frente. Y si a esos dos deditos les añadimos un poco de raciocinio, se puede llegar a la conclusión de que el mayor culpable del desastre español se llama José Luis Rodríguez Zapatero, y que, como todo canalla, tiene sus compinches: el dúo sindical Méndez-Toxo.

Ahora, cuando llevamos más de tres años destruyendo empleo a pasos agigantados gracias a la ineptitud de Zapatero y a la complicidad de unos sindicatos vendidos al Gobierno, los que se hacen llamar defensores de los trabajadores deciden hacer un poco de ruido y convocar una huelga general. No me digan que no causa repugnancia.

A toda la gente que aún confía en esta casta de sinvergüenzas y que apoyará gustosa la huelga general, me gustaría lanzarle algunas preguntas. ¿Qué han hecho los sindicatos por la clase trabajadora? ¿Cuántos comedores sociales han abierto UGT y CCOO para dar un plato de comida caliente a gente sin empleo? ¿Qué tal ven que Cándido Méndez se codee con banqueros y empresarios en el restaurante del Villa Magna? ¿Y que Toxo se haga un crucero por el Báltico gracias al dinero de los trabajadores que dice representar? ¿Cuántas oficinas han abierto CCOO y UGT para ayudar a personas desempleadas a buscar trabajo?

Un sindicato que no se mantiene de sus cuotas y acepta dinero del Gobierno ya no es un sindicato. CCOO y UGT se han convertido en un tentáculo del PSOE y se alimentan de los impuestos que los españoles estamos obligados a pagar. El próximo miércoles nos darán las gracias a todos los que mantenemos su parasitario nivel de vida impidiéndonos por todos los medios que no lleguemos a nuestro lugar de trabajo. Yo, desde luego, no me resigno a esta gentuza.


jueves, 23 de septiembre de 2010

Las víctimas de primera

Para cualquier país una guerra civil es un fracaso. Una barbarie que deja destrozada a cualquier nación. Por eso cuando acaba no queda otra alternativa que aprender de los errores pasados, cicatrizar heridas y trabajar para que las generaciones venideras disfruten de un país mejor. Ese fue el espíritu de la Transición Española… hasta que llegó Zapatero con su célebre ley de Memoria Histórica.

Ahora vivimos en una España donde unos pocos resentidos han decidido sembrar de nuevo el odio y la sed de venganza. Muchos de ellos pertenecen a familias que mearon en orinales de oro gracias al Régimen Franquista. Tal es el caso de los Bono, De la Vega, Bermejo, Chávez, Jiménez, Rubalcaba o el propio Zapatero. Y tal es el nivel del disparate que los propios socialistas andaluces han aprobado un decreto para que las mujeres que juren haber sido vejadas por el bando nacional entre los años 1936 y 1950 reciban una indemnización en concepto de reparación moral, y que el PSOE ha tasado en 1.800 euros. Hay que ser muy miserable para reabrir viejas heridas y pretender cerrarlas después con un poco de calderilla en periodo preelectoral. Parece ser que las mujeres víctimas de las chekas violadas y torturadas no merecen reparación moral porque sus verdugos pertenecieron al bando perdedor.

Todas las víctimas de la guerra, tanto de un bando como del otro, trataron de superar su dolor sin necesidad de que ningún político les diera una limosna. Pero ha tenido que llegar el PSOE para informarnos a todos de que existen víctimas de primera y víctimas de segunda. Es típico en ellos sacar a relucir las miserias del adversario con tal de tapar las propias, que, por cierto, son tres veces más grandes.


jueves, 19 de agosto de 2010

La moral no va con la izquierda

Diariamente suceden episodios que nos llevan a hacer reflexiones con el fin de comprender un poco mejor este mundo en el que vivimos. Algunos de estos episodios no hacen sino afianzar ideas que hemos ido forjando a lo largo del tiempo. Otros, en cambio, abren nuevos debates personales. El hecho de que Obama apoye el proyecto de construcción de un centro cultural musulmán, con mezquita incluida, a dos manzanas de la Zona Cero, es uno de esos episodios que confirman mis creencias políticas, y es que la izquierda está totalmente desligada de la moral.

Nadie duda acerca de la legalidad que permite a los musulmanes construir una mezquita en Manhattan. De hecho, antes de los atentados del 11 S había más de un centenar en el barrio neoyorkino y han seguido existiendo sin que ello haya creado conflicto alguno. Pero no todo se rige por la legalidad y, por tanto, la pregunta que surge es la siguiente: ¿es moral construir una mezquita en el lugar que ocuparon las Torres Gemelas de Nueva York? ¿Es ético despreciar a las casi tres mil personas que perecieron aquel 11 de Septiembre de 2001 por el simple hecho de ser americanos y ciudadanos libres? Todos ellos murieron a manos de terroristas que ahora pretenden construir un centro dedicado a expandir por el mundo su cultura antiliberal. Porque no nos engañemos, mientras que la izquierda se empeña en buscar islamistas moderados como quien se lanza a la búsqueda del gamusino, todos sabemos que no existe musulmán amigo de la libertad ni respetador de religión diferente a la suya.

Las víctimas del terrorismo ni perdonan ni olvidan. No las olvidemos nosotros y no perdonemos a sus verdugos. Peligroso es que existan civilizaciones que quieran destruir la nuestra, pero más peligroso es aún que haya individuos que defiendan a los enemigos de su propia cultura.




miércoles, 4 de agosto de 2010

La educación pública, otra rueda de molino

¿Por qué se empeñan en llamar conquista social a negar a los padres el derecho a elegir la educación de sus hijos? Conseguir que los ciudadanos pasemos por el aro de la educación pública es otro de los logros conseguidos por la clase política a través de la mastodóntica burocracia a la que nos someten. Han sido capaces de robarnos sin que nos duela.

Cuando alguien contrata un servicio, ha tenido previamente la libertad de elegir. Después, tiene derecho a exigir lo que ha pagado, incluso a no pagar si no recibe el servicio esperado. Con el sistema de la educación pública los ciudadanos estamos obligados a pagar, no tenemos derecho a exigir y si no quedamos satisfechos nadie nos devuelve el dinero.

Nos dicen que tenemos que estar muy agradecidos, ya que de otra forma los pobres no podrían ir a la escuela. Mentira y gorda. Si las familias no tuvieran que pagar enormes cantidades de impuestos, la renta de la que dispondrían sería mucho mayor. Cuantos menos impuestos, más dinero en los bolsillos de los ciudadanos y, por tanto, más libertad para emplearlo. De esta forma, las familias podrían decidir qué educación desean para sus hijos. En el caso de las familias con escasos recursos, el Estado podría financiarlas directamente sin necesidad de freírlas previamente a impuestos.

La realidad es que la mayoría de las familias llevarían a sus hijos a colegios privados si pudieran. Sólo hay que ver como muchos políticos educan a sus cachorros en colegios privados. Ellos no quieren la medicina que suministran a los demás. Es el caso de Miguel Ángel Moratinos, que ha elegido para sus retoños el prestigioso Liceo francés. O el de José Montilla, que lleva a sus hijas a un exclusivo colegio alemán en el que el español no está perseguido. Hablamos del tipo que, sin ningún escrúpulo, ha condenado a las familias catalanas que no pueden costear un colegio privado a que sus hijos no puedan estudiar en español, la lengua oficial del Estado.

Esto es lo que hay.


jueves, 29 de julio de 2010

Prohibir, prohibir, prohibir...

No soy ninguna enamorada de las corridas de toros. Rechazaría una invitación para ver en barrera a José Tomás en las Ventas, junto a la jet set del siete. Pero también es cierto que nunca me colocaría delante de una plaza, desnuda y con mi cuerpo cubierto con pintura roja. Mi sensibilidad me impide disfrutar del espectáculo, pero, por encima de todo, defiendo la libertad. Por eso, me repele ver como se proponen constantemente normas para restringir las libertades y conseguir que los ciudadanos se conviertan en súbditos. Porque, no nos engañemos, la decisión del Parlamento catalán de abolir las corridas de toros en Cataluña es una demostración de fuerza de unos políticos despóticos que constantemente intentan abofetear a España y a los españoles.

Pero, ¿qué sería de Cataluña sin España? Absolutamente nada. Los nacionalistas existen a base de odio y si España desaparece de su discurso político el nacionalismo catalán está muerto. Ese desprecio por todo lo español les lleva, como vemos, a renegar incluso de sus propias raíces. Y es que da la casualidad que Cataluña goza de toda una historia de afición taurina. Qué le vamos a hacer.


martes, 27 de julio de 2010

¡Hasta pronto!

No hace todavía un año, escribí una entrada en este blog dedicada a Raúl González Blanco. Eran malos tiempos. Acababa de comenzar la liga y los ataques empezaban a venir desde todos los frentes, incluido el madridista. Se llegó a hablar de una “merecida” jubilación. Pues bien, la jubilación no ha llegado como les gustaría a muchos, pero sí su adiós al club blanco, al menos como jugador.

Se va el capitán comprometido y provocador de envidias simplemente por representar mejor que nadie los valores que han hecho grande al Real Madrid. Se marcha sabiendo que ya es un mito. No ha dicho “adiós” sino “hasta pronto” porque todo el mundo sabe que regresará cuando termine su carrera deportiva y se incorporará al Madrid de una forma u otra. Se le echará de menos.

Gracias por todo y ¡hasta pronto!





domingo, 25 de julio de 2010

Diez años sobreviviendo

Hace diez años, los socialistas escogían a un desconocido diputado como secretario general de su partido. En aquel acto, la estrategia consistía en elegir a uno para que no saliera otro. Nadie sospechaba entonces que la política de aquel don nadie iba a cambiar tan radicalmente a España.

Hace seis años, los españoles, ante el mayor atentado terrorista de la historia de Europa, no dudaron en ponerse en contra de su Gobierno y culparle por lo sucedido. La historia se repitió. Los ciudadanos votaron a uno para que no saliera otro. Aquello fue el principio de un plan, ¿premeditado o improvisado?, que ha acelerado la descomposición de la nación española. Luego vendrían episodios tan siniestros como la negociación con la banda de asesinos y el desprecio a sus víctimas, la aprobación de un estatuto de autonomía que liquida nuestra Constitución vigente, o el resurgimiento del espíritu cainita guerracivilista que destruye la labor reconciliadora de la Transición. Por no hablar del desastre económico.

El balance no puede ser peor. Pero vivimos en un país que no es normal. El propio Zapatero reconoció en una ocasión que cualquiera puede ser presidente del Gobierno de España. Ahí no se equivocó.




lunes, 19 de julio de 2010

Bendito mundial

Mientras la mayoría de los españoles sigue aún bajo los efectos de la resaca futbolera, los altavoces del Gobierno siguen suministrando papilla oficial. Hace pocos días, pude ver en TVE al ministro Sebastián afirmando que la victoria española en el mundial de fútbol dará un empujoncito a la economía. Ni siquiera le cambió el color de la cara. Será por el autobronceador. ¿Un nuevo balón de oxigeno? ¿Nacerán por fin aquellos famosos hierbajos de los que hoy nadie se acuerda? Viniendo del Gobierno lo único que puede brotar es un cardo borriquero. Pero lo cierto es que el triunfo de la Selección ha dado optimismo, hemos disfrutado pensando que somos alguien y nos hemos sentido españoles. Ya nos lo dijo Barceló y Buenafuente: “esto sólo lo arreglamos entre todos”. La crisis sólo existe en nuestras mentes. Podemos ver una maravillosa rosa roja donde hay una ortiga. Somos nosotros, cenizos por naturaleza, los que nos empeñamos en ver los cinco millones de parados, el cierre de setecientas pymes diarias o la liquidación de la nación española. Don’t worry, be happy.


jueves, 8 de julio de 2010

Mi pulsera

Acostumbraba a llevar, orgullosa, una bandera española a modo de pulsera en la muñeca izquierda, junto al reloj. Muchos eran los que, al verla, me miraban de forma extraña. Era la mirada habitual del ignorante común. Esto me ocurría a mí antes de que la mayoría de los españoles enloqueciera con los triunfos de la Selección. Ahora, estos mismos han decidido disfrazarse de Manolo el del bombo. Se emocionan juntos, sufren juntos, gritan juntos, en definitiva, se sienten unidos cuando, en realidad, nunca han estado más separados. Y cuando todo el mundo decide colocar banderas españolas en los balcones, en las antenas de los coches y en los salpicaderos, mi pulsera desaparece de mi muñeca. Esta euforia, tan repentina como vacía, y este patriotismo de quita y pon pronto acabarán. Cuando termine el Mundial, derrotados o triunfantes, dejarán de utilizar nuestra bandera de forma tan obscena y volverá al fondo de un cajón. Sólo entonces, mi querida pulsera regresará a su lugar.


domingo, 20 de junio de 2010

Caricaturas

¿Les suena aquel empresario avaricioso poseedor de una gran fortuna ganada gracias al esfuerzo de otros? Se trata de un hombre cincuentón, con sobrepeso, sentado en un sillón confortable frente a una mesa de despacho sobre la que coloca montañas de billetes. Es una caricatura utilizada por la izquierda para conseguir la papeleta de sus votantes más viscerales. Según los socialistas, abundan lobos voraces sin escrúpulos deseosos por captar corderitos inocentes a los que exprimir para conseguir lucrarse a su costa. Ahora han añadido a este personaje unos matices más sofisticados y han pasado a llamarle “salvaje especulador financiero”. Como si especular con el dinero propio fuera un acto despreciable y hacerlo con el ajeno estuviera libre de toda culpa. Es una de tantas caricaturas creadas para ocultar la realidad. Recordemos: el capitalismo es el causante de todos los males del mundo.

Pero aterricemos y plantémonos en la realidad. Ahora ¿Les suena de algo una mayoría de ciudadanos dedicados a trabajar y pagar religiosamente sus impuestos para mantener a una casta minoritaria que dice representarlos? Cuando la ineptitud de esa minoría provoca graves consecuencias sobre los ciudadanos, los primeros siempre se desprenden de todas sus culpas, llegando incluso a acusar de irresponsables a los que los mantienen. Después, hablan de justicia y solidaridad, lo que en nuestro lenguaje se traduce a más impuestos para pagar sus destrozos. Esto no es ninguna caricatura. No es una realidad distorsionada. Es la simple y dura realidad.

lunes, 14 de junio de 2010

La superioridad moral de la izquierda

La izquierda farandulera ha vuelto a salir a la palestra con un vídeo en el que interpreta a víctimas de la Guerra Civil del bando republicano. Narran quince historias, separadas entre sí por sonidos de disparos. Los mismos sonidos que tuvieron que oír todos los muertos, incluidos los que ellos desprecian. El mismo ruido aterrador que escucharon los más de 6.000 asesinados en Paracuellos del Jarama por orden de Santiago Carrillo, por el hecho de pertenecer a una clase social y acudir a misa.

Alegan que sólo se trata de enterrar a los muertos con dignidad. Y lo dicen los mismos que se han encargado de desenterrar el resentimiento y el odio que, hace más de treinta años, los españoles decidimos olvidar para dar paso a la anhelada democracia. Sólo se trata de utilizar el dolor para arrinconar al adversario y así legitimarse. Se subraya que los republicanos mataron en nombre de la “justicia social” y el progreso, mientras que los franquistas mataron por lo contrario. Sólo quien se cree moralmente superior tiene el valor de justificar determinados crímenes. No es necesario apuntar que quien se atreva a protestar será acusado de fascista, ultraderechista y asesino.

domingo, 13 de junio de 2010

Tantarantán a la italiana

Al presidente de turno de la Unión Europea le tocó el pasado jueves hacer una visita a Su Santidad, el Papa Benedicto XVI. Sería de necios pensar que los 666 asesores con los que cuenta, ignoraran que no es correcto que un presidente o jefe de Estado se reúna el mismo día con el Santo Padre y con el presidente de Italia. Descartada esa posibilidad, sólo nos queda pensar en una nueva demostración de mal gusto y falta de educación de nuestro presidente. Y es que, Zapatero decidió pasarse el protocolo por el arco del triunfo que tenía más a mano y, de paso, ningunear la figura del Pontífice. El insensato ignora que en España el catolicismo es una condición sociopolítica, por mucha Alianza de Civilizaciones que se empeñe en promocionar. Ni siquiera tuvo el detalle de informar al Vaticano acerca de su intención de reunirse con Berlusconi ese mismo día, y claro, con Il Cavalieri hemos topado. Dio la casualidad que Zapatero se encontró con un presidente infinitamente más chulo, más listo y con un dominio escénico muy superior al del vallisoletano. Según cuentan sus allegados, Zapatero puede improvisar en la toma de decisiones, pero jamás en la puesta en escena. Un tipo que vive de la propaganda no se puede permitir ningún imprevisto, por eso, tuvo que enfurecer cuando Berlusconi, de pronto, le dejó plantado en la rueda de prensa, lanzándole al filo del abismo mediático. El muy ingenuo pensaba que le iba a salir gratis la chulería. Incluso se puede ver que la burla iba dirigida a todos los españoles, incluidos los que tuvimos el aseo intelectual suficiente para no votar al presidente que padecemos. Yo jamás me he sentido representada por el miserable que habita actualmente en la Moncloa, de modo que, bien por Silvio.


domingo, 6 de junio de 2010

La libertad, el antisemitismo y la izquierda

Israel lleva más de sesenta años defendiéndose de vecinos que sólo buscan su desaparición. Los árabes nunca han ocultado su intención de destruirlo y de eliminar a los judíos de la faz de la tierra. Y es que el conflicto de Oriente Medio va mucho más allá de ser una lucha de fronteras y de religión. Se trata de un conflicto derivado del antisemitismo y que culmina en un deseo por aniquilar todo aquello que tenga que ver con la libertad.

Los judíos tienen un espíritu emprendedor. Son excelentes comerciantes, expertos en banca y creadores de riqueza. Es una comunidad ligada al libre mercado y que se enmarca en un país democrático regido por valores occidentales. Por tanto, el odio hacia Israel únicamente puede venir de los enemigos de la libertad, tanto económica como de pensamiento. Indigentes intelectuales incapaces de ver que el beneficio de unos provoca el beneficio de todos. Israel representa en Oriente Medio los fundamentos de Occidente.

Triste es ver cómo la izquierda desprecia a Israel. Quizá le recuerde a esas dos cosas que tanto persigue: la excelencia y la libertad. Cuando ha surgido un conflicto armado no ha dudado en ponerse del lado de terroristas, al margen de que éstos se llamen Hamas, Al Qaeda o ETA. Lo vimos con los atentados del 11 de Septiembre o en la negociación del Gobierno español con la banda terrorista. En esta ocasión, con el desgraciado episodio del Mavi Marmara, la historia ha vuelto a repetirse. Muchos diarios españoles, incluido alguno considerado de derechas, han intentando acoger un acto de defensa militar israelí como un crimen inhumano. Así, de forma tan simple, han vendido muy bien el mensaje de que Israel ha atacado a un barco con “ayuda humanitaria”, simplemente por maldad, porque los judíos son así de crueles.

Hassán II dijo que el odio a Israel es el afrodisíaco más potente para los musulmanes. Debe ser que no sólo para ellos porque los terroristas siempre cuentan con el apoyo de unos medios de comunicación que los presentan como luchadores por la libertad. Es la forma más eficaz que tiene el terrorismo islámico de ganar su batalla contra Occidente.


martes, 25 de mayo de 2010

¡Que paguen los ricos!

El último globo sonda que ha lanzado Zapatero para calmar a su electorado de izquierdas (un poco alborotado últimamente debido a la última subida de impuestos) ha consistido en hacerles creer que va a castigar severamente a los ricos. Para ser exactos, nuestro presidente ha dicho que subirá impuestos a los que ”realmente tienen”, como si hubiera alguien que teniendo no tuviera realmente. Pero la cruel realidad es que pagaremos los mismos para mantener a los de siempre. Habría que preguntarse quienes son, para Zapatero, esos que “realmente tienen”. ¿Sindicatos desvergonzados? ¿Faranduleros chupópteros? ¿Políticos con sus correspondientes SICAVs? ¿ONGs progres subvencionadas? Porque el problema, señores de la izquierda, no es Amancio Ortega, ni Bill Gates, ni George Soros. El verdadero problema es una casta dedicada a sacarnos las entrañas a los españoles para vivir como auténticos rajás. Una casta politiquera, farandulera y sindicalera que se dedica a vivir de nuestro trabajo, que nos endeuda si piedad y nos hace pagar sus errores a impuestazo limpio. Decía Zapatero hace unos meses en una de sus inolvidables intervenciones que en el mundo había demasiados ricos. Yo creo que lo que hay es demasiado sinvergüenza dedicado a vivir de los demás.


domingo, 16 de mayo de 2010

Cariñosa despedida


Nada importa si el juez Baltasar Garzón ha sido suspendido por causas ajenas a su intención de juzgar los crímenes del franquismo. Nada importa que abandone, al fin, la Audiencia Nacional un juez que siempre ha utilizado la justicia para alimentar su ego desmedido. Nada importa que estemos hablando de un magistrado que no ha dudado en estar, según las circunstancias, contra el terrorismo de Estado y con el terrorismo de Estado, contra la ETA y con la ETA, contra las dictaduras de derechas y con las dictaduras de izquierdas, contra Franco post mórtem y con Carrillo pre mórtem, contra la ley cuando molesta y con la ley cuando conviene. Nada de esto importa si nos pasamos el rigor jurídico por el arco de triunfo y preferimos una justicia a la carta. Ése es el tipo de justicia que les pone a los progres, esa rama snob de la izquierda más carca. Están hasta en la sopa. “Lo bueno abunda”, dirán ellos, para contratar. Y tanto abunda que merodean, por ejemplo, por la Audiencia Nacional. Muestra de ello ha sido el espectáculo a modo de homenaje que han dado a su estimado Garzón. Los fieles ayudantes del ególatra juez decidieron montar una de esas escenas típicas de las películas americanas y que traducida al español se queda en el episodio cutre que en realidad fue. Su visión positiva, esa que llaman “progresista”, les hizo aplaudir a su estimado juez desde las escaleras de la puerta de la Audiencia Nacional cuando él la abandonaba. Curiosa escena, ya que ese tipo de homenajes se le suelen hacer a vencedores pero nunca a vencidos. La mirada progresista hace ver cosas imperceptibles para un ser humano mundano. Emotiva escena que ha acaparado los telediarios. Progresista y solidaria. Sí señor. Pero, por fortuna, la justicia española no es Garzón. Existen cientos de jueces y funcionarios anónimos, meticulosos y rigurosos en su trabajo, alérgicos a la fama. Magistrados que cumplen la ley, tal y como está escrita y aprobada en un parlamento democrático, sin inventarla ni violarla por una causa que se considere superior. De modo que, más jueces y menos héroes.


jueves, 13 de mayo de 2010

Elecciones anticipadas

Ayer, todos aquellos españoles que nos preocupa nuestro país y sufrimos al ver como es conducido al pozo más profundo por un insensato, quedamos desolados al ser testigos del espectáculo lamentable que tuvo lugar en el Congreso de los Diputados. Pudimos ver a un Gobierno hundido ante una realidad que él mismo ha provocado haciendo uso de su incompetencia, su sectarismo y su soberbia. Ahora ya no hay marcha atrás. Zapatero, obligado por Alemania y Francia, ha tenido que tomar la medida que le lleva pidiendo la oposición desde hace dos años, recortar el gasto. Como no podía ser otra forma, se ha decidido por el recorte social.

España se dirige hacia el abismo desde que Zapatero ganara aquellas bochornosas elecciones de 2004, pero especialmente desde hace dos años, cuando, a pesar de que todo apuntaba hacia una crisis económica gravísima a nivel mundial, se negó en rotundo a tomar las medidas necesarias para hacerle frente, condenando a España a la quiebra.

Zapatero debería tener un mínimo de compasión, no ya por una nación a la que considera concepto discutido y discutible, sino por unos ciudadanos que pagarán cara la incompetencia de su presidente porque la mayoría decidió un día votar socialista. Zapatero debe dimitir porque él es el problema. Debe convocar urgentemente elecciones generales anticipadas. Por el bien de España y de los españoles.


domingo, 2 de mayo de 2010

Justicia lingüística en el Senado

Después de mucho tiempo pasando por delante del Senado y preguntándome acerca de su utilidad, he podido comprobar que no nos mienten cuando nos dicen que ahí está representado el pueblo español y que es donde se defienden sus intereses. Incrédula yo, que por tanto tiempo lo puse en duda. Mi descubrimiento se lo debo a esa gran dama del PSOE llamada Leire Pajín, pues si no fuera por ella y su valentía, ese gran deseo de todos los españoles de que en el Senado se pueda debatir en las lenguas cooficiales no podría haber sido nunca cumplido.

Si sale adelante la necesaria y urgente reforma del reglamento actual por el cual se rige el Senado, obligando a los miembros debatir en la lengua española, la Cámara podrá convertirse, de una vez por todas, en nuestra pequeña ONU, o sea, en un lugar donde debatirán miembros de distintas naciones. Por supuesto, cosa totalmente necesaria al encontramos en una única nación, España, en la que todos los senadores conocen la misma lengua, la española. Merece, pues, la pena hacer ese esfuerzo económico de un millón de euros con tal de resolver el gran problema que llevamos arrastrando los españoles desde hace casi cuarenta años. Ha tenido que producirse el advenimiento de esa monstrua de la política española para poner remedio a esta necesidad imperiosa. Gracias a Leire Pajín y al partido político que representa, los españoles seremos más felices al poder ver a nuestros senadores libres de esa cruel norma que les obligaba a debatir en la lengua oficial del Estado al que representan. Si la reforma es aprobada, nuestros políticos tendrán libertad para despotricar en la lengua de su terruño de origen, marginando y vengándose de esa lengua opresora que se les ha impuesto desde tiempo inmemorial.


lunes, 26 de abril de 2010

¡Viva la libertad religiosa!


Gran empeño el de nuestra izquierda por aliar civilizaciones, y es que hay que ser muy sectario para no darse cuenta de que las religiones católica e islámica son, sencillamente, incompatibles. Esto de la “incompatibilidad de caracteres” (famoso motivo de ruptura conyugal) se da siempre que una parte no respeta a la otra. Sólo una sociedad enferma puede ser permisiva con una religión importada y al mismo tiempo perseguir la que, por tradición (se sea o no creyente), forma parte de su propia cultura. En España, un país tradicionalmente católico, existen más de mil mezquitas, en cambio, tengo entendido que en los países donde impera el Islam el número de iglesias se reduce a cero.

La izquierda quiere una escuela laica. Es normal. Es una de sus señas de identidad. De ahí su obsesión por eliminar los crucifijos de las aulas. Lo chocante y contradictorio, a la vez que hipócrita, es que al mismo tiempo defienda el uso del velo, que, además de ser un símbolo religioso, es signo de sumisión de la mujer respecto al hombre. Por eso es un error aceptar el velo islámico en las escuelas alegando la defensa de la libertad de religión. En el islam no existe la libertad. Alguien que haya sido educado en la confesión católica puede alejarse de ella en cualquier momento y no será perseguido por ello. Afortunadamente, ya no vivimos en época de hogueras, aunque el gusto por eliminar infieles occidentales sigue presente en el islamismo. En una sociedad islámica es impensable que alguien se aparte de la religión sin que ello le suponga graves consecuencias. Sería impensable, por ejemplo, que una mujer se negara a llevar velo. Por tanto, ¿de qué libertad religiosa nos están hablando?

El gran argumento de los socialistas para defender el velo es que el dichoso pañuelo es, como digo, un símbolo de identidad cultural. O sea que el Islam no es una religión, es una cultura. Entonces se podría considerar también el catolicismo una cultura y supongo que el crucifijo será entonces otro símbolo de identidad cultural. Si continuamos con el razonamiento también habría que entender por manifestación cultural la lapidación de mujeres o la ablación del clítoris. Todo muy respetable para los defensores de la “alianza de civilizaciones”.

Si, ya lo sé. Este Gobierno no puede ir de la mano de la coherencia. Ya sé que no se le pueden pedir peras al olmo. Es lo que hay.


miércoles, 21 de abril de 2010

Al rescate de Garzón

“Garzón se sienta en el banquillo por investigar los crímenes del franquismo”. Me entraría la risa floja si no fuera por lo siniestro del mensaje que no he dejado de escuchar durante las últimas semanas. Que es una falacia la existencia de una venganza de los franquistas lo saben desde el propio Garzón hasta Zapatero, pasando por Méndez, Toxo, Berzosa y Jiménez Villarejo. Pero por mucho que la izquierda carca y rancia mienta, manipule y se empeñe en hacer ver a la opinión pública un resurgir del franquismo en forma de venganza contra un juez, verdad sólo hay una, y es que Garzón será juzgado por el más grave delito que puede cometer un juez: la prevaricación. El juez estrella, ahora estrellado, se sentará en el banquillo por ignorar sus propias competencias como juez, por saltarse a la torera la extinción de responsabilidad penal por fallecimiento, por tomarse los plazos de prescripción de nuestro Código Penal por el pito del sereno y por hacer la vista gorda con la vigente Ley de Amnistía votada en las Cortes Españolas en 1977. Precisamente la misma ley por la que Santiago Carrillo no se encuentra en prisión pagando por sus innumerables crímenes. También ignoró la ley que le impedía grabar conversaciones en el caso Gürtel , así como la que le obligaba a apartarse de la causa que archivó contra Botín después de recibir una pasta gansa para financiar unos cursos en Nueva York. Un sinfín de fechorías que le van a costar, si todo va bien, su expulsión de la Judicatura, convirtiéndole, dicho sea de paso, en un mártir para nuestros neo - antifranquistas.

La izquierda, ante esta situación, no podía quedarse con los brazos cruzados. Era de esperar. Tenía que echar una mano a su juez preferido. El espectáculo empezó la pasada semana en la Facultad de Medicina de la Universidad Complutense. Allí, la izquierda dejó claro, por si alguien tenía alguna duda, que es la única fuerza legítima para gobernar. Legitimada para acusar a los miembros del Tribunal Supremo de torturadores y cómplices de la dictadura. Legitimados para hacer gala de una superioridad moral que les coloca por encima de los que no comparten sus ideas políticas. ¿No es eso el auténtico fascismo? Lo pregunto porque pude ver multitud de pancartas con el lema “Fuera fascistas”. El show ya se ha repetido en otras facultades. Ha cambiado sólo el escenario porque el acto ha sido igual de vergonzoso. Hasta Zapatero ha tenido que disimular pidiendo respeto al poder judicial. Vamos, como si no supiéramos que ha sido él y su Gobierno los instigadores de la campaña guerracivilista que comenzó él mismo con su famosa Ley de Memoria Histórica.


viernes, 26 de marzo de 2010

El liberalismo americano en peligro

Empecé a tener conciencia política alrededor de los 18 años, poco antes de terminar el bachillerato. En aquella época empecé a crearme una imagen de los Estados Unidos que no tiene nada que ver con la que tengo hoy día. Esa imagen distorsionada que conservé varios años fue el resultado de las opiniones que me llegaban de personas que hoy consideraría antiamericanas y a las que tacharía de progres resentidas. Reconozco que tomé, sin rechistar, sus declaraciones como verdades indiscutibles. Recuerdo a estas personas decir, sin ningún complejo, que era una vergüenza que un país como Estados Unidos, la primera potencia mundial, careciera de un sistema sanitario público. En la actualidad, esas personas, creo que siguen defendiendo lo mismo. Yo, al contrario, he cambiado de idea.

Han tenido que pasar varios años y muchos libros por mis manos para darme cuenta de que lo que me contaban no era más que propaganda barata antiamericana. En Estados Unidos la gente no se muere por no tener dinero para pagar la factura. Nadie acude a un hospital con la cabeza abierta y antes de atenderle le piden una póliza de seguros o el saldo de su cuenta corriente. Hoy sé que un 85% de los americanos dispone de un seguro médico privado y que el 15% restante decide, en su mayoría, no pagarlo. A la minoría que no puede costearlo no se les niega la asistencia, incluso disponen del Medicare (algo similar a nuestro sistema de Seguridad Social y que da cobertura a ancianos y personas con alguna discapacidad) y de la caridad privada que, en general, funciona muy bien. Pero además sé lo más importante: que los americanos tienen la capacidad de elegir en qué emplear su dinero. Nosotros, en cambio, no disponemos de esa libertad.

A los españoles, al igual que a la mayoría de los ciudadanos de los países europeos, se nos retira obligatoriamente un dinero de nuestro sueldo para pagar nuestra sanidad. Si después, no estando satisfechos con el servicio público que se nos da a cambio de nuestras aportaciones, decidimos pagar un seguro sanitario privado, podemos hacerlo sin ningún problema, pero, por supuesto, habiendo antes pasado por la caja estatal. Si una persona desea no pagar la Seguridad Social y renunciar a sus servicios, legalmente no puede. Es imposible.

Hoy admiro a los americanos. Ellos aún ven al Estado como un poder del que desconfiar. Carecen de ese sentimiento paternalista tan extendido en Europa. No toleran que el poder estatal les diga cómo tiene que actuar. Por todo esto, es lógico que el 60% de los ciudadanos americanos no apruebe el proyecto sanitario de su presidente. Sin tener en cuenta la subida inevitable de impuestos, el aumento de dependencia del Estado y la disminución de la iniciativa personal que acarreará el proyecto constituyen el motivo principal del rechazo popular a la reforma sanitaria, y que ya está a un paso de ser aprobada.

Obama, como buen socialista, pretende extender los tentáculos estatales sobre la sociedad, aunque para ello tenga que romper con los valores liberales en los que siempre se han fundamentado los Estados Unidos. Los mismos valores a los que debe su grandeza histórica el país al que, según se dice, representa.


domingo, 21 de marzo de 2010

Los socialistas y sus impuestos

Nunca terminaré de agradecer a la señora Carmen Calvo que me explicara de forma tan magistral, hace ya algunos años, lo que significa para los socialistas el dinero público. Desde entonces, sé muy bien lo que pasa por la cabeza de uno de ellos cuando se trata de administrar ese dinero que, según dicen, no es de nadie. Por ejemplo, Manolo Chaves, al percatarse de que el dinero de los contribuyentes no tenía dueño, decidió darle uno, que no fue otro que su hijita Paula. También, gracias a las enseñanzas de la señora Calvo, comprendo hoy a Zapatero en su propósito de gastar y gastar sin ningún control. Lo que la ex ministra explicó, en realidad, fue que los socialistas deciden cómo emplear el dinero recaudado a través de los impuestos y su responsabilidad ante su gestión se traduce a cero porque a los contribuyentes lo único que se les exige es que paguen, lo que se haga después con su dinero no es cuenta suya. Esa una de las razones por las que los socialistas a la hora de subir impuestos y de sangrar al ciudadano son implacables. No hay nada que le guste más a un socialista, aparte de decirnos lo que tenemos que hacer, que meternos la mano en la cartera.

El gobierno de Zapatero nos pide a los españoles hacer un esfuerzo de austeridad ante la subida salvaje de impuestos, la última, como ya sabemos, es la subida del IVA. Lo llamativo es que nosotros, los españoles, no vemos ningún esfuerzo por su parte recortando el gasto público. Por todo esto, viene siendo habitual que mi sangre hierva al recordar los ministerios inútiles, los millones de euros destinados a ONGs y a cooperación internacional, los donativos astronómicos a asociaciones de gays y lesbianas de Zimbaue, la deuda condonada a Evo Morales, las subvenciones a los titiriteros y a los sindicatos, los mapas del clítoris de Bibiana o los más de 700 asesores zapateriles, y eso sin contar a las 17 pirañas voraces. Y nuestro presidente diciendo a los españoles que debemos hacer un esfuerzo de austeridad para salir de la crisis. Escandaloso.

Pero, una vez sangrados los ciudadanos a impuestos, cabe preguntarse: ¿es verdad que subiendo dos puntos porcentuales el IVA se recaudará más y se frenará el exagerado déficit público? Por supuesto que no. La economía sumergida va a ser más alta que nunca, el consumo se va a congelar, la inversión se va a frenar en seco y los ciudadanos nos vamos a ver con el bolsillo cada día más vacío y con más dificultades para llegar a fin de mes. No siempre una subida de impuestos supone recaudar más. Al contrario, si los impuestos son muy elevados la gente deja de pagar. Por ejemplo, si una pyme emite actualmente 50 facturas trimestrales y soporta 100, ahora, gracias a la subida del IVA y a la economía sumergida, pasará a facturar un 30% menos en el mejor de los casos, siendo el resto cobrado y pagado libre de IVA. En consecuencia, dicha pyme al ver reducida su facturación pagará menos IVA, menos IRPF y menos Impuesto de Sociedades. ¿Todavía hay alguien que piense que subir el IVA se traduce a recaudar más?

viernes, 19 de marzo de 2010

¡Zapatero, dimite ya!

En esta época de crisis generalizada son necesarias iniciativas que den voz a personas que necesitan protestar contra las imposiciones, contra los políticos y contra sus decisiones tiránicas. Son millones las personas que atraviesan por una situación precaria en nuestro país gracias a la política incompetente y soberbia del Presidente del Gobierno. Por todo esto, el GRUPO LIBRES ha decidido lanzar una campaña para pedir a Zapatero su dimisión.

Yo conocí al GRUPO LIBRES a través de su editorial Libros Libres, de la cual he leído algunas publicaciones, a cual más interesante. Pero también se los puede encontrar en la productora Librefilms, la editorial VozdePapel o en internet, en Religionenlibertad.com. Este grupo lucha contra el pensamiento único que nos acecha, apostando por comunicar ideas libres de complejos y, sobre todo, políticamente incorrectas.

Mucho me temo que ZP desoirá esta campaña, pero no me cabe duda que su dimisión es lo mejor que le puede pasar a España y a sus ciudadanos en estos momentos. Por eso he decidido apoyar esta campaña y firmar la carta que el GRUPO LIBRES ha redactado dirigida a Zapatero. Si tú también quieres apoyar esta iniciativa, te invito a que visites su web http://zapaterodimiteya.com/ y te adhieras a la causa.

martes, 16 de marzo de 2010

Volvemos a las andadas

Según informan ya algunos medios, el PSOE ha vuelto a abrir la veda a una nueva negociación con ETA, incluso parece que los contactos están ya muy avanzados. Me acuerdo de Jaime Mayor Oreja declarando hace sólo unos meses que la legislatura no concluiría sin un nuevo diálogo del Gobierno con la banda terrorista. En el PP están nerviosos ante la cruel traición de Patxi López que llegó a lehendakari gracias a los votos populares. Espero que tengan el coraje de poner los puntos sobre las íes a la comitiva que dialoga con el terror. ¿Nos hablarán también ahora de “proceso de paz” o tendrán la originalidad de inventar algún otro eufemismo para lo que es un claro acto de sumisión de España ante los terroristas?

Tengo aún fresco en la memoria aquel mal llamado “proceso de paz”. Recuerdo como acabó permitiendo a los etarras volver a los ayuntamientos del País Vasco, rearmando a la banda para seguir matando. Recuerdo como los asesinos colocaron un coche bomba en el aparcamiento del aeropuerto de Barajas y asesinaron a dos personas, un atentado que Zapatero tuvo la suficiente sangre fría para calificarlo de “accidente”. También me vienen a la memoria las palabras del Rey, con su “y si sale, sale”, o las del malvado Conde Pumpido diciendo que la Fiscalía no ilegalizaba ANV porque no podía dejar a personas sin votar. En fin, recuerdos bochornosos.

¿Cuántas veces tendremos los españoles que perder la dignidad debido a las actuaciones nefastas de nuestro Gobierno? A mí me avergüenza profundamente tener unos dirigentes cómplices de dictaduras atroces, pusilánimes ante los terroristas, y que prefieren reunirse con asesinos mientras desprecian a sus víctimas. Con los asesinos no se habla, a los asesinos se los persigue, aplicando la Ley, que para eso está. ¿O es que ellos, señor Zapatero, tienen el detalle de hablar con sus víctimas antes de asesinarlas sin piedad? Al menos cuando se sienten a hablar lo harán de igual, desde la miseria moral a la miseria moral. Lo doloroso es que lo hacen en representación de los españoles. Ni que decir tiene que ante una nueva negociación volveremos a las andadas. Tendremos una ETA más fuerte, más víctimas del terrorismo y, en consecuencia, una España más débil y más destruida.


jueves, 11 de marzo de 2010

Seis años sin saber

Las tres hermanas Gorgonas – Medusa, Esteno y Euríale – eran monstruos horrendos de cuyas cabezas salían serpientes. Cuando Perseo, habiendo dado muerte a la Gorgona, llevó la velada cabeza al palacio de Polidectes, el rey y su corte pidieron ver el trofeo, sin admitir negativas; en vista de sus amenazas, Perseo les mostró la espantosa faz muerta de Medusa con sus trenzas de serpientes y, ante su terrible aspecto, el rey y los cortesanos quedaron convertidos en piedra.

Los atentados del 11-M catapultaron al poder al Partido Socialista Obrero Español, cobrándose la vida de 192 inocentes y cambiando para mal el curso de la historia de España. Hoy podemos decir que conocemos el efecto de aquella matanza, el motivo por el que se cometió, así como los beneficiarios, sin embargo, y después de un juicio que resultó ser una burla para las víctimas y un instrumento de promoción para multitud de funcionarios sin escrúpulos, seguimos sin conocer quiénes fueron los responsables de aquello, es decir, quienes planearon, ordenaron y ejecutaron aquella matanza. Nos queda el escalofrío de conocer las enormes “negligencias” cometidas por las Fuerzas de Seguridad del Estado, las mismas a las que, supuestamente, los criminales, todos ellos confidentes de la Policía, la Guardia Civil y el CNI, habrían conseguido burlar. Incluso para más inri, los “negligentes” han sido adecuadamente ascendidos. Inquietante.

Las últimas informaciones del diario El Mundo muestran como durante la pericia de explosivos se halló un componente químico (dinitrotulueno) ajeno al arma del crimen citada en la sentencia (Goma 2 ECO), poniendo aún más de manifiesto la farsa que resultó ser aquel juicio. A día de hoy, algunos periodistas y políticos, además de la mayor parte de los ciudadanos, continúan hablando sin ningún pudor de la guerra de Irak y de Al Qaeda, ambos sin ninguna cabida en los atentados del 11-M, ni siquiera en su sentencia. Pero lo cierto es que la clase política y la gran mayoría de los medios de comunicación parecen haber firmado un pacto de silencio acerca de lo sucedido. Entre los partidos políticos, por desgracia, se encuentra el Partido Popular, que sigue empeñado en ignorar revelaciones que aportan algo de luz a los hechos que provocaron su salida del poder cuando todo apuntaba a una nueva mayoría absoluta en aquellas elecciones generales del año 2004.

Afortunadamente, aún contamos con personas que continúan en su lucha por saber la verdad. La Asociación de Ayuda a las Víctimas del 11-M sigue luchando sin descanso por conocer lo que sucedió ese día, así como el diario El Mundo y Libertad Digital. Todos ellos representan a un conjunto de la ciudadanía deseosa de que se esclarezcan los hechos y que se haga justicia.

Se tardó quince años en saber quien había detrás de aquellos portugueses que en el año 1983 comenzaron a cometer atentados terroristas. Casualidad o no, el mismo grupo de periodistas que destapó la trama GAL, antes en Diario 16 y ahora en El Mundo, es el mismo que ahora trata de desvelar la verdad del 11-M, de aquella masacre de la que cumplen hoy seis años. En el caso del GAL se llegó al terrorismo de Estado, en el caso del 11-M confío en que se llegue a la verdad, sea cual sea, y lo más pronto posible. Como dijo Gabriel Moris, “no debemos olvidar lo inolvidable”.

martes, 2 de marzo de 2010

Esto lo arreglamos echando a ZP

Todavía quedan un par de años para que los españoles decentes volvamos a tener la oportunidad de quitarnos de encima al gobierno ruinoso que padecemos. Faltan dos años, como digo, para que se celebren elecciones generales, pero la tropa progre ya se ha puesto manos a la obra para realizar su campaña de lavado de imagen a Zapatero. No sé por qué, pero pensé que esperarían un poquito más, por eso de la cercanía a las elecciones, pero parece ser que la maquinaria propagandística izquierdosa ha visto el momento oportuno para comenzar a preparar el terreno, a moldear mentes y hacer ver a los españoles que Zapatero no tiene la culpa de las desgracias que padece España. Faltaría más.

“Esto sólo lo arreglamos entre todos”. ¡Qué bonito! Así dice el eslogan de este homenaje a la cara dura. Y para más inri, la dichosa campaña la financian las Cámaras de Comercio. ¡Las Cámaras de Comercio! Las mismas que han pagado durante años autónomos y empresarios que han tenido que cerrar sus negocios, y las mismas que pagan otros tantos que ven como su trabajo de toda una vida se va al traste. Cuatro millones de euros gastados en este insulto a la inteligencia y que dará de sí dos añitos, lo justo para llegar a las elecciones.

Bien, bien. O sea que toda la tropa progreta recomienda a los españoles que se encuentren en una situación lamentable, gracias a la inutilidad y la ignorancia del gobierno, ver la vida con optimismo e ilusión. Qué bien. Qué buen rollo. Y si esto sólo lo arreglamos entre todos, ¿Me puede explicar esta gentuza por qué tenemos que seguir pagando el sueldo a la tropa de politicuchos instalada en la Moncloa? ¿Me pueden explicar cómo narices va arreglar la situación una familia con niños pequeños y con los padres en el paro? ¿Me pueden explicar qué va a arreglar un autónomo o un empresario que ha tenido que cerrar su negocio porque los clientes han desaparecido? No se puede ser más mezquino y frívolo ante millones de personas que atraviesan por una situación tan difícil. Maldita la gracia que tiene tener que ver en las marquesinas de las paradas de autobuses de Madrid el dichoso mensaje de la banda de la ceja, con los bolsillos rebosantes de dinero ajeno e invitándonos a que veamos la vida con optimismo.

La única manera de arreglar este destrozo es acudiendo a las urnas para echar al infecto gobierno que soportamos a la puñetera calle. Y no sólo debemos conformarnos con echarlos del Gobierno, si puede ser de España, mejor.


domingo, 28 de febrero de 2010

Orlando Zapata Tamayo

Esta semana asesinaron a un valiente, a un hombre que defendía la libertad y no se doblegaba ante la tiranía. Orlando Zapata Tamayo murió luchando contra el régimen de los hermanos Castro, contra una dictadura atroz con una lista de crímenes que ya supera los diecisiete mil. Ha muerto ignorado por países democráticos, como el nuestro, convertidos en cómplices de las más asquerosas dictaduras. Por todo ello, esta semana volvía a quedar de manifiesto la benevolencia del Gobierno español con el régimen de los Castro. Para la izquierda, la dictadura castrista mantiene vivo ese icono que tanto le pone al progrerío, ese resquicio del comunismo que tanto miman y añoran. La izquierda en estado puro. La hipocresía de la que tanto hacen gala, haciendo en Europa como que defienden los derechos humanos y mirando para otro lado cuando quien los viola es uno de los suyos.

¿Qué ha significado para Zapatero el asesinato de Orlando? Simplemente un “lamentable acontecimiento” a dicho Moratinos. Hasta qué punto llega la mezquindad humana para llamar acontecimiento a un asesinato en toda regla. No olvidemos que Zapatero llamó accidentes a los asesinatos de ETA. ¿Qué hace un defensor de la dictadura castrista presidiendo la UE y acudiendo a un foro de Naciones Unidas en defensa de los derechos humanos cuando no ha movido ni un solo dedo para ayudar a este hombre que llevaba 85 días en huelga de hambre? No puede dar más asco.

Por cierto, después de este asesinato, ¿seguirá toda la tropa progre culpando a Estados Unidos de todos los males de Cuba? Seguramente sí. Esta gentuza sólo se acuerdan de la isla cuando necesitan volar a aquellas tierras para ponerse hasta las cejas de droga y acostarse con adolescentes que no tienen más remedio que soportar su fétido aliento para tener algo con lo que alimentarse ese día.


sábado, 20 de febrero de 2010

Ese dedo es de todos

Gracias D. José María por mostrar ese dedo que representa al de todos aquellos que estamos hasta el gorro de mantener sindicalistas, funcionarios inútiles y ociosos, autonomías voraces, gobernantes derrochadores, políticos incompetentes, ministros analfabetos, artistas paniaguados, simpatizantes de dictaduras, ecologistas de cuota, jueces politizados, televisiones públicas, charlatanes, mentirosos, amigos del terrorismo, maltratadores de víctimas, feministas, nacionalistas, defensores de la alianza de civilizaciones, corruptos, politicuchos de chichinabo, creadores de miseria, paro e ignorancia, demagogos, maleantes, vagos, miserables, calaña social, resentidos, gentuza que ha aniquilado a España, antítesis del trabajo, el sacrificio, la excelencia, los valores y la decencia. Gracias por ejercer su libertad de expresión con simple gesto, sin despeinarse, ahorrando saliva, y lo mejor de todo es que lo han entendido a la perfección.


jueves, 18 de febrero de 2010

Conocimiento y democracia

Decía Jean François Revel que la civilización del siglo XX se basa en el conocimiento y que solo es posible llegar a él con un sistema de gobierno: la democracia. Estoy de acuerdo con el sabio francés, pues veo una relación clara y directa entre ambos conceptos. Los dos grandes grupos de personas que se distinguen en política, los gobernantes y los gobernados, no podrían convivir nunca en una democracia sana si se prescindiera de la información, la cultura y la educación de calidad. Gracias al conocimiento, los políticos podrán actuar de acuerdo a unos datos y los ciudadanos gozarán de sentido crítico para juzgar esas acciones, de tal forma que el poderoso jamás se verá exento de responsabilidades y críticas ante las decisiones tomadas, y será sometido continuamente a examen, lo que le llevará a analizar minuciosamente su labor, evitando así cualquier tentación despótica. En un sistema democrático sería impensable, por ejemplo, que un gobernante tomara decisiones improvisadas, sin temor a las consecuencias de sus actos al verse amparado por una “sociedad civil” desinformada y con una nula capacidad crítica. Nuestros políticos nos hablan continuamente del valor de la democracia, pero cabe preguntarse, ¿les gustaría realmente gobernar un país que gozara de buena salud democrática? La respuesta, por supuesto, es no.

Resulta imposible entender nuestro mundo sin información. Hoy día, sobre todo gracias a Internet, disponemos de un enorme abanico de conocimientos de los cuales abastecernos si queremos ganarnos el título de ciudadanos. Si seguimos el razonamiento inicial y relacionamos el conocimiento y la democracia, podríamos pensar que si las barreras de la información se eliminan, las personas estarán, automáticamente, mejor informadas. Es decir, presuponemos que el ser humano sediento va a ir a beber de la fuente de conocimiento, y nuestro sistema democrático, en consecuencia, mejorará en eficiencia. Pero la realidad es muy distinta. Teniendo más información que nunca al alcance de la mano, la mayor parte de la población recibe una información manipulada, falsa, e, incluso, nula. ¿Cómo es posible que suceda esto?

Se podrían dar diversas respuestas, pero me centraré en las fundamentales. En primer lugar, los profesionales de la comunicación parecen tener como máxima preocupación falsificar y sesgar la información, convirtiéndose así en correas de transmisión del poder. En segundo lugar, los políticos. Su propia naturaleza dominadora les lleva a querer acaparar todos los ámbitos del poder, y controlar el cuarto, claro, significa votos. Y en tercer lugar, los destinatarios de la información de calidad, que tienden a eludirla y a elaborar consignas de acuerdo a unos juicios preestablecidos basados, en la gran mayoría de los casos, en la pura ignorancia, y lo que es más grave, sin ningún interés por salir de ella. De otra forma no se explica que los medios de comunicación competentes y honrados representen una pequeña parte de la profesión y su audiencia sea mínima. En cambio, los grandes grupos que ofertan productos falsos, pobres y zafios, son vistos, escuchados o leídos por la gran masa.

No hay duda de que la forma de vencer al desconocimiento es con conocimiento. Si pertenecemos a sociedades donde reina la ignorancia y la verdad es continuamente marginada, no sería justo decir que vivimos en democracia. Quizá peque de idealista, pero es que para mí, el concepto de democracia significa mucho más que encontrarme con una urna electoral cada cuatro años.


sábado, 13 de febrero de 2010

Bye, bye, Garzón

A todo cerdo le llega su San Martín. Incluso al, hasta ahora, intocable Baltasar Garzón, con la diferencia de que, en su caso, nada será aprovechable y tendrá que ir directo a un vertedero de residuos tóxicos. Hasta que punto han llegado las fechorías del juez, siempre creyéndose inmune a la Ley, que el Consejo General del Poder Judicial, ese organismo que durante tanto tiempo ha mimado y protegido al juez estrella, no ha tenido más remedio que iniciar los trámites para expulsarle de la Audiencia Nacional. Quizá, en esta ocasión, a más de un magistrado se le ha caído la cara de vergüenza al leer el auto del juez del Tribunal Supremo, Luciano Varela. Si el asunto del dinero que solicitó a Botín para financiar sus actividades en Nueva York es grave, más grave es aún su causa general al franquismo. Su vanidad y ansia por ser carne de telediarios le hicieron ignorar que los delitos ya habían prescrito, que existía una Ley de Amnistía de 1977 y que sus supuestos autores, como Franco o Mola, estaban criando malvas, de ahí el numerito de pedir el acta de defunción del Caudillo.

Es evidente que Garzón no cuenta ya con el apoyo de una parte de los jueces, incluidos los de su propia cuerda, pues no hay que olvidar que Luciano Varela es uno de los jueces denominados “progresistas” y perteneciente al sindicato Jueces por la Democracia. Sin embargo, hay un sector que continua mostrando su apoyo al juez estrella. El GRUPO PRISA no ha dudado en arremeter contra el Tribunal Supremo para defenderle. El País dice en uno de sus editoriales que es vergonzoso que los “herederos ideológicos del franquismo sienten en el banquillo al juez que intentó investigar los crímenes de aquel régimen”. Que yo sepa, los herederos del franquismo no han puesto a Garzón con un pie en el banquillo de los acusados, sino todo lo contrario. Zapatero, De la Vega, Chaves, Conde Pumpido, Bono, Rubalcaba, Cebrián y todo el séquito socialista proveniente de dinastías franquistas siempre han tenido entre algodones al juez gordito con voz de pito. Incluso llegan a “olvidar” que gracias a la Ley de Amnistía el máximo responsable de la matanza de Paracuellos, la mayor de la Guerra Civil, se encuentra calentito en su casa y aún tiene tiempo de pasarse en sus ratos libres por la SER o La Noria para enorgullecerse de sus hazañas. El plan de PRISA es tan asqueroso como siniestro, pues quieren hacer ver que la instrucción del Supremo contra Garzón es una venganza de los sectores franquistas por su valiente intento de hacer justicia a los asesinados por Franco. Es curioso que no les haya interesado hacer justicia a las víctimas de Carrillo, que aún sigue vivo y en condiciones de declarar ante un Tribunal como coautor de más de diez mil muertes.

En un país que se considera democrático no es admisible que un juez que se ha presentado a unas elecciones generales como número dos de un partido político vuelva a ocupar un juzgado. Gracias a Garzón, los que creemos en la separación de poderes, no sabemos dónde está la línea que separa el poder ejecutivo del judicial en España.

Algunos incrédulos dicen que no caerá porque sabe todo de todos y que el Gobierno le debe muchos favores. Yo espero que el asunto prospere y poder ver a Garzón abandonar la Audiencia Nacional, el juzgado nº 5 que él se ha encargado de convertir en una cloaca de miseria moral.



lunes, 1 de febrero de 2010

Nuestra Inseguridad Social

Como es bien sabido, en España, la Seguridad Social se basa en un sistema piramidal, es decir, que las cotizaciones sociales de los trabajadores de hoy pagan las pensiones actuales. Lógicamente, si disminuyen los cotizantes y aumentan los pensionistas, como está sucediendo debido al envejecimiento de la población, la pirámide se desmorona. Hasta el momento habíamos resuelto el problema gracias a la llegada de inmigrantes, en cambio ahora, con 4,5 millones de desempleados, el sistema no hay quien lo mantenga en pie. ¿Qué se puede hacer para que los jubilados mantengan su pensión? La solución que ha dado el Gobierno es aumentar la edad de jubilación y reducir las pensiones. La medida en sí es un escándalo, ya que significa trabajar más y cobrar menos, pero además, los expertos apuntan que se trata de un simple parche y no acabará con los problemas porque el propio sistema es el problema.

Los que no somos expertos en la materia nos enteramos ahora de que, ya a principios de la década de los noventa, algunos analistas se encargaron de estudiar las tendencias demográficas y nuestro modelo público de pensiones y advirtieron de su peligro de cara al futuro. Se propuso un método alternativo para que España pasara a un modelo llamado de capitalización, por el cual las cotizaciones actuales de hoy financian la pensión de cada uno mañana. Por lo visto, esto suponía privatizar el sistema y en España, acostumbrados a que el Estado vele por nuestra seguridad, la medida no habría sido bien acogida. El PSOE y los sindicatos querían que las pensiones siguieran bajo el control del Estado a toda costa, faltaría más, y el PP, víctima siempre de sus propios complejos, no quiso asumir el riesgo electoral que suponía plantear la alternativa privada. La realidad es que hoy, gracias a nuestros políticos que siempre han mirado más por ellos que por los ciudadanos que les votan y les pagan el sueldo, vemos peligrar nuestra jubilación. Si es cierto que las medidas adoptadas por Corbacho y compañía son sólo la punta del iceberg nos podemos ir preparando.


miércoles, 20 de enero de 2010

Desgracia en Haití

Por mucho que Chávez se empeñe en lo contrario, no existe ningún responsable del terremoto que ha asolado Haití. Ahora, si pensamos en el resto de sus desgracias, se pueden encontrar muchos culpables. Unos gobernantes que dirigen un país sumido en la miseria, con una tasa de analfabetismo del 50%, una esperanza de vida que no supera los cincuenta años, y donde abundan la corrupción y el crimen, ¿son fiables para hacer un uso responsable del dinero recibido gracias a la ayuda internacional?

Los países desarrollados destinan grandes sumas de dinero al Tercer Mundo sin pedir responsabilidades acerca de sus fines. Los dirigentes africanos, la mayoría dictadores corruptos, están exentos de rendir cuentas sobre el uso que dan a esas ayudas, por lo que su maloliente destino es fácil de imaginar.

Mientras que las grandes potencias no exijan responsabilidades a los gobiernos más pobres, mientras no se respeten los derechos humanos, mientras no se esfuercen por crear una economía propia para crear riqueza por sí solos y ser económicamente independientes, jamás podrán salir del pozo negro de la miseria. “No les deis peces, enseñadles a pescar”. Es la única vía para que las generaciones futuras dispongan del bienestar que sus antepasados no pudieron disfrutar.


miércoles, 13 de enero de 2010

¡Al cuerno!

Mis padres me enseñaron que no está bien reírse de los males ajenos, en cambio, yo creo que hay determinados males, sobre todo si es posible poner un toque de ironía, para los que la mofa es completamente lícita. Además, si estos acontecimientos se presentan con escasez, la burla está plenamente justificada. Es el caso del bochorno por el que atraviesa el jefe de Gobierno de Irlanda del Norte, un tal señor Robinson, desconocido en España hasta que hemos sabido de la existencia de su cornamenta. Aunque el astado estaba enterado de la afición de su señora por frecuentar lechos extraconyugales, él, como político enemigo de los escándalos, procuraba llevarlo con la mayor discreción posible. Pero ya se sabe cómo es la prensa, lo airea todo, o al menos lo intenta, y con razón de más si están implicados fondos públicos con destino vergonzoso. La señora Robinson, esclava de la tentación aún contando con sesenta primaveras, fue a caer en los brazos de un crío, 39 años menor que ella, al que entregó dinero ajeno para sus negocios. El ya famoso cornudo comprenderá que con la libido en plena efervescencia de un chaval de veinte años es imposible competir. Pero su desgracia no se queda simplemente en la fornicación del veinteañero (un Dustin Hoffman mucho menos ingenuo) y su esposa, sino que, además, se ha visto obligado a presentar su dimisión al tener que responsabilizarse de las actuaciones, eso sí, políticas, de su mujer como miembro del Gobierno. He, pues, aquí una desgracia ajena merecedora de sarcasmo.

Lo único que puede hacer el señor Robinson, ya que su reputación parece no tener remedio, es llevar los cuernos con dignidad. Sería recomendable que se viera con una experta en el porte de astas como es Hillary Clinton, con el fin de recibir lecciones acerca de cómo lucir de forma digna dichas protuberancias. La heroica señora lleva aguantando el tipo desde que el Despacho Oval pasó a denominarse para siempre “Oral”. Ahora dicen que durante su campaña electoral como candidata demócrata a la presidencia de los Estados Unidos, es decir, mientras se ocupaba por meter de nuevo a los Clinton en la Casa Blanca, el golfo de Bill se divertía por su cuenta dando rienda suelta a sus instintos amatorios. Sus pitones crecen por momentos y no parecen tener límites, en cambio ella, siempre con la cabeza alta. Es admirable. Al menos en esta ocasión, de momento, se han ahorrado detalles. Del señor Robinson sólo depende formar parte de la lista de astados con dignidad. En mi opinión, ha de dejarse los cuernos en ello.


domingo, 10 de enero de 2010

El burka

Sarkozy habló hace unos días, sin pelos en la lengua, de un problema que acecha desde hace años a muchos países europeos: el uso de esa indumentaria humillante llamada burka. La derecha francesa no padece de complejos (podría fijarse la nuestra en ella) y está decidida a prohibir su uso. Allí no se andan con chiquitas. Ya lo demostraron cuando se prohibió el uso de velo en las escuelas. La izquierda lo calificó como falta de tolerancia religiosa. Para el progerío la tolerancia consiste en legitimar cualquier cosa ajena y perseguir lo propio. Pero el burka va más allá de ser un mero signo religioso. Es una vestimenta asquerosa que degrada a la mujer, dejando de manifiesto su sometimiento ante el hombre. Para las fanáticas feministas que soportamos en España, el burka significa progreso. Ni siquiera la gran Bibiana Aído, tan empeñada en hacer víctima a cualquier mujer por el mero hecho de pertenecer al género femenino, se ha mostrado preocupada.

Esos descerebrados partidarios de la alianza de civilizaciones, que llevan en su estandarte gravadas las palabras “tolerancia” y “modernidad”, parecen desconocer que en Europa se permite construir centenares de mezquitas, en cambio, en los países islámicos es impensable levantar una iglesia cristiana. Estamos siendo benevolentes con una cultura que si algo ha dejado claro es que no tiene ningún respeto por la nuestra ni por nada que tenga que ver con el mundo occidental y que se ha propuesto hacernos desaparecer del mapa.

En cada país hay unas leyes que deben ser cumplidas por sus ciudadanos. En los países dominados por el fundamentalismo islámico es legítimo lapidar a las mujeres y taparlas con ropajes. Europa no puede consentir que un grupo de fanáticos anclados en el pasado acabe con los logros conseguidos tras siglos de lucha. Ya está bien de buenismo y tolerancia con quien no nos paga con la misma moneda.


domingo, 3 de enero de 2010

ZP aterriza en Bruselas

El acontecimiento planetario que nos auguró la visionaria Pajín ya está aquí. Con la llegada del 2010 llega también esa apoteosis de la política internacional, la coincidencia de Obama en Estados Unidos y Zapatero en Europa. Nuestro presidente ya ha anunciado a los europeos que está “decidido a impulsar la salida de la crisis”, cuando en España lo único que impulsa es el paro y el déficit. ¿Cómo es posible que un experto en hundir economías imparta clases de gestión económica a países como Francia y Alemania? Merkel debe haber descubierto los ataques de risa. La situación recuerda la visita que nos hizo la señora Kirchner, la reina de la ruina y los estiramientos faciales, para darnos amablemente una magistral clase de economía en el Congreso de los Diputados. Tomando como ejemplo a Argentina no nos puede ir de otra forma. Pero por suerte, por lo visto quien realmente dirige la cosa europea es un belga llamado Herman Van Rompuy y una británica de nombre Catherine Asthon. La pareja ya ha sido adecuadamente informada acerca las heroicidades de ZP, por lo que ya han puesto en marcha los mecanismos oportunos para tener controlada la situación. De momento desconocemos el grado de resentimiento que tiene Zapatero con la Unión Europea para proceder a su destrucción. ¿Para qué va a servir, pues, la puñetera presidencia?, nos preguntamos todos. La respuesta se intuye con facilidad: para nada, excepto para fundir 83 millones de euros durante los seis meses que durará el desfile por Bruselas.